Agraria.pe | El rambután también busca protagonismo en Europa
05 DE JUNIO 2019 | 09:03 POR: Edwin Ramos

Oportunidades de un fruto exótico

El rambután también busca protagonismo en Europa

Image

El mercado del Viejo Continente distingue tres clases de calidades para el fruto que encuentra alto valor, especialmente entre los consumidores asiáticos en dicho territorio. Perú no figura como proveedor de este fruto.

(Agraria.pe) Con su apariencia absolutamente exótica, el rambután es una fruta que también ha sabido hacerse de un lugar en mercados de alto valor. Según reporta el Centro para la Promoción de Importaciones de Países en Desarrollo –CBI, el producto fresco encuentra acogida entre los consumidores asiáticos que se encuentran en Europa y en tiendas de especialidades. Su demanda es creciente en el Viejo Continente, por lo que se trata de una interesante alternativa para los exportadores. 

De procedencia latinoamericana y del sudeste asiático, la variedad de cáscara roja es la que llega a los mercados europeos, con una vida limitada en el mostrador y delicadeza que provoca que se pueda afectar fácilmente. Según el Codex Alimentarius para el rambután, se le clasifica en tres tipos según su calidad: “Clase Extra”, “Clase I” y “Clase II”. 

Los de “Clase Extra” son los de mayor calidad, están libres de defectos que no sean muy superficiales y que no afectan la apariencia general del producto ni su presentación. 

En tanto, los de “Clase I” son también de buena calidad pero pueden mostrar algunos ligeros defectos en la forma o la piel, siempre que no sobrepasen el 5% del total de su superficie.

Mientras que los rambutanes que satisfacen los requerimientos mínimos, pero sin la perfección de los niveles superiores, pueden ingresar al mercado europeo clasificados como “Clase II”. Pueden de hecho presentar defectos en la forma o la piel, pero estos no pueden superar el 10% del total de la superficie del fruto. 

El CBI apunta que esta fruta se vende usualmente en cajas de cartulina de dos a cuatro kilos, dependiendo de las preferencias del importador. Algunas veces también se pre-empacan en bandejas plásticas. 

¿Cuál es el nivel de demanda en Europa?
De acuerdo a la plataforma de inteligencia de mercados del CBI, el promedio de importaciones de rambután del mercado europeo se puede estimar entre 500 a 1.500 toneladas en los años recientes con un valor aproximado de 4 millones de euros. 

“El mercado para los rambutanes tiene potencial para crecer debido al incremento en el interés por la fruta exótica, aunque las cifras exactas sobre el volumen de mercado son difíciles de recolectar. Hay sin embargo limitaciones en el desarrollo internacional del rambután, principalmente por la dificultad en su manejo y su corta vida en estante, lo que resulta en un una fruta relativamente cara”, apunta la institución que señala a Países Bajos como uno de los principales puntos de entrada.

Actualmente, los mayores proveedores de rambután para este espacio son Tailandia, Malasia, Filipinas, Indonesia y Vietnam. Más atrás se ubican otros como proveedores de contra-estación como Ecuador, Honduras, Guatemala, Sri Lanka, Madagascar y otros pocos del Este tropical de África.

En general, el rambután se pueden encontrar todo el año en el mercado europeo, pero los envíos más importantes se dan entre noviembre y marzo, para la temporada de festividades y el Año Nuevo Chino. Malasia provee principalmente entre diciembre y enero, así como entre mayo y junio. Filipinas lo hace entre marzo y julio, así como entre octubre y noviembre. Por su parte, Vietnam logra proveer todo el año.

El CBI observa que generalmente la Unión Europea aplica un impuesto de 8.8% a la importación de rambután, pero existe una lista de países con diferentes esquemas tarifarios ya que se trata de un producto de por sí relativamente caro y exótico.

En Perú
William Daga, especialista en frutales de Sierra y Selva Exportadora, contó a Agraria.pe en enero pasado que a principios del presente siglo el rambután fue traído a tierras peruanas por una empresa privada de la selva central. “La empresa que trajo el rambután ha desarrollado un trabajo de investigación durante seis o siete años, con cinco o seis variedades a este momento, pero no ha logrado el despegue en áreas grandes o productivas. Los tienen en ensayos, afinando el tema tecnológico, la propagación y adaptación de variedades, pero todavía no hay un desarrollo y tecnología”, dijo.

Por ahora, contó, solo hay un promedio de cinco a siete hectáreas del fruto en nuestro país que dejan una producción anual de cuatro a cinco toneladas, las cuales son absorbidas inmediatamente por el mercado limeño de supermercados a precios muy elevados, similares a la pitahaya (aproximadamente S/ 10 por kilo).


Comentarios:
Etiquetas:  exportaciones